Un pequeño cottage francés a las afueras de Pittsburgh

Empezamos el año en el blog con una dosis extra de bonitismo y diseño. Además os traemos un proyecto que resulta de lo más inspirador: recrear el espíritu de un pequeño cotage francés pero sin salir de los EEUU. Más concretamente en un pequeño pueblo a las afueras de Pittsburgh. Su dueña, Leanne Ford, es una diseñadora de interiores que comenzó restaurando una escuela de 1907 para convertirla en su propio hogar. Un edificio histórico que fue reconstruyendo con la ayuda de amigos y familiares, y cuyo proceso podía seguirse en su blog. Después  la revista Country Living hizo un reportaje sobre ella y así fue como empezaron a llamarle de diferentes zonas del país para que diseñase otras residencias privadas